Entre los títulos prohibidos se encuentra The New Jim Crow de Michelle Alexander

Imagen: Hudson.org

Ciudad de México (N22/Redacción).- El Departamento de Servicios Correccionales del Estado de Nueva York anunció que restringirá a los reclusos el acceso a libros y otros materiales ya que todos los artículos enviados a los presos deben provenir de una lista de proveedores aprobados.

Sin embargo, habrá excepciones en “anillos de bodas, ropa e instrumentos musicales no eléctricos que deben ser enviados a la instalación por la familia del recluso”.

El anuncio ha provocado protestas en las redes sociodigitales. En Twitter, Kersplebdeb, activista de los derechos de prisioneros y la escritora Molly Crabapple aseguraron que la medida obligará a las familias de los reclusos a “comprar productos costosos y de mala calidad”.

Entre los títulos prohibidos se encuentra The New Jim Crow de Michelle Alexander, un estudio sobre la interrelación entre la discriminación racial y el encarcelamiento masivo, así como libros sobre la ley y la reforma carcelaria.