Con la novela Un blues en la penumbra, Tere Estrada reivindica, una vez más, la presencia femenina en este género musical

Ciudad de México (N22/Karen Rivera).- Después de publicar Sirenas al ataque. Historia de las rockeras mexicanas, en 2008, la compositora y socióloga Tere Estrada  decidió escribir su primera novela, titulada  Un blues en la penumbra,  en la que una vez más reivindica la presencia femenina en la historia del rock nacional.

“Me interesaba mucho hablar sobre este periodo y estas rockeras de los sesenta y los setenta que para mí son sirenas de mares embravecidos, porque les tocó un momento muy álgido en la historia, con muchos cambios sociales, entonces yo quería intentar escribir sobre eso. Me inventé un personaje, Ámbar, ‘La voz cristalina’, que le toca vivir cualquier cantidad de cosas en esa época: la matanza del Jueves de Corpus, María Sabina, el hippismo, el rock como escenario.”

La también llamada “Sirena del rock” decidió aventurarse en la creación literaria después de ser madre y con la intención de mostrar una fotografía de diferentes sucesos históricos ocurridos en  México y el mundo, en la segunda mitad del siglo XX, como lo muestra en el personaje “El gato centeno”, que en palabras de la cantautora, “es un trompetista que tuvo un hermano desaparecido político, entonces vemos una foto de lo que estaba pasando en ese momento; a Ámbar, ‘La voz cristalina’, también le tocó participar en el Festival OTI”.

Después de una campaña en la que Tere Estrada pidió apoyo económico de sus fans, la cantautora  logró grabar  su octavo material discográfico, inspirado en esta novela. Sobre la música que acompaña esta novela, Estrada señala que “había temas que ya tenía compuestos antes, que no nacieron necesariamente a raíz de la novela pero que sabía que podrían cuadrar perfectamente con lo que estaba describiendo, es el caso de ‘Florezco por dentro’, hay un romance de Ámbar ‘La voz cristalina’ con un chavo que es marino y que se va a la guerra de Vietnam y dije, aquí la canción de ‘Florezco por dentro’ va perfecto.”

Ambas producciones se presentaran en el Museo Universitario del Chopo, el 13 de enero.