El Museo Lázaro Galdiano inaugura Goya y Buñuel. Los sueños de la razón, una muestra que hermana el sentido onírico como ejercicio de libertad en ambos creadores y la influencia del pintor sobre el cineasta

Madrid (N22/Francina Islas).- Un homenaje a dos grandes de la cultura española: Goya y Buñuel. Los sueños de la razón, es la muestra que se inauguró en el madrileño Museo Lázaro Galdiano en donde podemos observar todas las convergencias entre estos dos genios; ambos aragoneses, sordos, afrancesados, viajeros y curiosos que, a través del arte, cuestionaron sus propios contextos históricos.

José Ignacio Calvo Ruata, curador, señala que en estas dos grandes artistas, cada uno en su disciplina, convergen “sensibilidades comunes y luego imágenes muy estrechas una de otra, unas por casualidad y otras porque el propio Buñuel se deleita en usar los fusilamientos del 3 de mayo o se deleita en utilizar un grabado de Goya en el que aparece una prostituta quitándose la media, una escena muy parecida se ve en la película de Viridiana. Coloca Buñuel en su película Gran Casino un cuadro de La maja desnuda, pero estos son más bien anécdotas sin que podamos hablar de un gran hallazgo que los haga hermanos entre sí. Lo que se va descubriendo conforme vas estudiando a uno y otro es que hay una sensibilidad común que da muchísimo juego para confrontar a ambos autores”.

La exposición se ha estructurado en el afán de ambos por explorar el mundo, su sentimiento de incomodidad ante lo defectuoso, su libertad creativa, su derivación hacia la subversión y su mirada desinhibida hacia el interior.

“Aquí en la exposición hemos tenido algunos ejercicios de subversión en torno a la figura de Cristo, pero también hay ejercicios de subversión en torno al concepto de deseo, el más allá, de la realidad que los rodea. Al reflexionar sobre la subversión ellos van todavía más allá, es otro de los temas que tienen compartidos: procurar mirar al interior, al interior del sujeto, al de ellos mismos como creadores y en esa exploración le dan mucha importancia al mundo de los sueños y a todo lo relacionado con lo onírico como ejercicio de libertad, pero también a donde acuden todos los fantasmas, todos los monstruos”, precisó la también curadora Amparo Martínez Herranz.

La muestra culmina con fragmentos del guión que fue encargado a Luis Buñuel para conmemorar el centenario de la muerte de Goya, aunque la película nunca llegó a filmarse. Goya y Buñuel.  Los sueños de la razón, se presentará en Madrid hasta el 4 de marzo y posteriormente viajará a otras ciudades de España, Estados Unidos y México.