Como parte de la iniciativa Pacific Standard Time, el Museo Jumex exhibirá en marzo de 2018 esta muestra que reúne el trabajo de diferentes artistas latinoamericanos durante el desarrollismo económico

Imagen: Eugenio Espinoza, Untitled (Circumstantial, [12 Coconuts]), 1971. © Eugenio Espinoza / Sid Hoeltzell – Miami 2015

Ciudad de México (N22/Redacción).- El Museo de Arte Contemporáneo de San Diego, en colaboración con el Museo Jumex y el Museo de Arte de Lima, presenta Memorias del subdesarrollo. Una muestra que es parte de la iniciativa Pacific Standard Time: LA/LA y que es organizada por Julieta González, directora artística del Jumex. La muestra, como se lee en un comunicado de prensa emitido por el museo mexicano, es “una extensa y ambiciosa exploración del arte latinoamericano en diálogo con Los Ángeles”.

Con un presupuesto de 16 millones en donaciones de la Getty Foundation, la PST: LA/LA involucra a 70 instituciones artísticas en el sur de California y da visibilidad a diferentes aspectos del arte latino y latinoamericano desde la época prehispánica hasta nuestros días, a través de exhibiciones y programas temáticos, se precisa en el mismo comunicado del museo.

La muestra que reúne alrededor de 400 objetos de 50 artistas provenientes de ocho países de América Latina, se realizará en San Diego, de septiembre de 2017 a enero de 2018; a las salas del Museo Jumex llegará en marzo de 2018, teniendo como última parada el Museo de Arte de Lima (MALI), prevista para el otoño del mismo año.

Situada entre 1960 y 1980 en América Latina, en el contexto del desarrollismo, Memorias del subdesarrollo “exhibe obras conceptuales y performáticas que subvierten las normas artísticas y redefinen la práctica avant-garde fuera de los centros establecidos del mundo del arte. Al buscar alternativas al modelo convencional del museo, los artistas de la exposición se involucraron directamente con las comunidades locales e incorporaron estrategias populares del cine, el teatro y la arquitectura para lidiar con la opresión política”.  Una respuesta a la nunca materializada promesa de modernidad surgida tras la Segunda Guerra Mundial, sobre todo en Argentina, Brasil, México y Venezuela. Los trabajos que aquí se muestran abandonaron la abstracción y buscaron nuevas formas para conectar con el público. Se incluye el trabajo, también, de artistas de Colombia, Perú, Chile y Uruguay.